Para llevar

Un café para llevar, por favor. Un café listo y a punto para no tenerme que explicar si salgo corriendo (como ya no es de extrañar) sin mirar atrás. Que sea uno listo y a punto para merodear; para conquistar al mundo entero sin que nadie pueda rechistar. «¿Especialidad de la casa?   Sí, tomaré mucho…

Muchas cosas y más

Me estoy asombrando mucho. Es octubre, está nublado y me gusta. Es curioso, yo siempre he rechazado los días grises; siempre he querido escapar del frío y vivir en el calorcito mullido y acogedor por siempre y, tal vez, nunca jamás. Recuerdo que de pequeña soñaba con irme a vivir a las Canarias cuando fuera…