Prepárate

Podríamos comprar el primer billete de avión que decidan enfocar nuestros ojos. No me digas que no sería genial eso de poder escoger entre convertinos en exploradores sin mochila o en caminantes sin camino. Nos imagino vagando sin rumbo, eufóricos, exhaustos y tremendamente perdidos entre mapas sin norte, fronteras ni sentido.

Quiero que creemos bailes de salón improvisados y que nos invada la vergüenza más pura mientras nos los inventamos. Quiero que nos perdamos en la faceta más elemental, resplandeciente y morada del ridículo; que nos tarareemos cuarenta mil canciones melosas, ñoñas y pastelonas. Quiero que chillemos gorgoritos al infinito mientras nos pisamos al estilo bonito.

jkhgfu.jpg

Te veo a ti y me veo a mí.

Nos veo a nosotros arrasando con todas las motas de adrenalina perdidas. Un “tú” y un “yo”; un “VIVIENDO SOÑANDO” colosalmente colosal.  Un par de zapatillas mullidas, cómodas y especialmente calentitas. Una risilla luminosa, bromista y coqueta. Una fábrica capitaneada por peregrinos sin fecha de caducidad.

Estrellas maestras en ser ocupas de hoyuelos.

Tarareemos embrujos a todos los bizcochos de canela espolvoreados con azúcar glasé y acompañémoslos de un puñado bien generoso de avellanas dulces. Leamos, cada atardecer, el periódico inglés mientras sorbemos dulzura en cafeterías ambientadas a lo francés: paredes de madera, sillas coloridas, manjares tostados, gafas, libros, recuerdos y muchas, muchas, muchas flores.

¿Sabes qué?

Me gustaría caminar por aceras llenas de músicos, por bordillos abarrotados de artistas callejeros capaces de escoltar cada nueva zancada y cada antiguo pensamiento. Porque sí, porque la verdad es que no hay nadie mejor que ellos para hacernos recordar el valor de la humildad y la pasión que juega a camuflarse entre los días grises.

Podríamos pasar las horas sentados en un pomposo banco de acero mientras aprobamos molestias creadas por cosquillas dicharacheras. Un banco y muchos sueños; dos escalones y notas de violines.

2ajpfzb.jpg

Preocupémonos, exclusivamente, de acertar con los nombres que pondremos a cada peatón que decida transitar por nuestras retinas; de acertar con sus recuerdos más borrosos y de reinventarnos con cada ilusión que decida pasar el rato atravesando nuestros silbidos.

Juguemos a enamorarnos de las puestas de Sol y de los murmullos acaramelados. Ganemos medallas doradas por estremecernos de emoción al fotografiar el lado izquierdo de cada escenario improvisado. Tumbémonos en todos los parques que veamos y dejemos que el césped haga de las suyas hasta conseguir que acabemos rascándonos todas las partes de nuestro ser al estilo SOS. Parémonos. Dejemos que nos aturdan los colores de la naturaleza.

¿Sabes lo que podríamos hacer?

Pues bueno, si te parece bien, podríamos cenar delicias en la plaza que ha decidido dar cobijo a todas las bicicletas celestes de la ciudad; en esa adornada con casitas de colores y ambientada por el sonido de las campanas. No me digas que no te gustaría acabar el día entre luces y contrastes nocturnos, entre brillos, amigos y respiros de albahacas anti-mosquitos.

Si algo sale mal, no pasa nada, yo me encargo de poner melodías bonitas a todos los tropiezos para que al final podamos acabar tarareando las notas como si no hubiese pasado nada.

No te encantes más que el avión se nos escapa. Corre y prepárate para enamorarte hasta las trancas de todo nuestro alrededor, de los puntos suspensivos, de las dudas, de las respuestas y de los peatones.

Prepárate para sentirte enorme y tremendamente pequeño.

kj.jpg

Te espero en la cafetería de la terminal, no tardes.

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Muy bueno, esto promete, me a recordado un poco a mis pequeñas gotas de felicidad 🙂

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Muchas gracias! Me he leído tu entrada y es una pasada, que lo sepas.
      “Sabe a despertarse para escribir” y a mil gran pequeñas cosas más.
      Saludos 🙂

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s